ABC
Disponible en: Hablame de Respeto App Hablame de Respeto App
Entre Nosotras
Tuesday 24, March 2015
Prevalece la perspectiva androcéntrica en el caso Rivas

La sociedad salvadoreña no se encuentra a la altura de un marco normativo moderno, a la altura de estándares internacionales, como la Ley Especial Integral para una Vida de Violencia para las Mujeres (LEIV)

La sociedad salvadoreña no se encuentra a la altura de un marco normativo moderno, a la altura de estándares internacionales, como la Ley Especial Integral para una Vida de Violencia para las Mujeres (LEIV), debido a que su perspectiva androcéntrica le concede una primacía al poder e influencia del hombre sobre la mujer y, por tanto, no existe una plena concienciación de sus derechos en equidad e igualdad como persona.

El pastor Carlos Rivas es juzgado primordialmente por haber agredido a una mujer con diferentes manifestaciones de violencia y no por la "infidelidad responsable", delito no contemplado en la normativa vigente y carente de conciliación en el país, como aseguró ante la prensa su abogado defensor, Carlos Avelar, debido a que la estrategia jurídica del pastor y su abogado radica en poner en caso como uno de infidelidad para que sea tratado bajo la Ley Contra la Violencia Intrafamiliar, donde existen posibilidades de negociación con la víctima, y no la LEIV, por lo cual ha generado un revuelo en redes sociales. Por todos los delitos cometidos, no obstante, tiene que ser aplicada la LEIV, por lo cual exigimos a las autoridades que el religioso sea juzgado bajo esta normativa. 

Los delitos que se le imputan al religioso se encuentran en la LEIV y el Código Penal de El Salvador, donde las expresiones de violencia contra las mujeres se definen como "exponer a las mujeres a un riesgo inminente para su integridad física o emocional"; mientras, la violación, como "el que mediante violencia tuviera acceso carnal por vía vaginal o anal con otra personas". Las penas de ambos delitos contemplan penas de dos a 25 salarios mínimos hasta prisión de seis a 10 años por su cometimiento.

Rivas, integrante del Consejo de Seguridad y Convivencia Ciudadana (CSCC), organismo que busca solventar la violencia delincuencial que atañe al país, fue acusado por los delitos de daños, amenazas, expresiones de violencia contra la mujer y daños, por la Fiscalía en el Juzgado de Paz de Antiguo Cuscatlán, La Libertad, El Salvador, luego de haber agredido a una mujer al interior de un motel ubicado en dicha localidad.

Después de haber huido semidesnuda de la habitación, la víctima pidió ayuda a un vigilante del establecimiento, quien alertó a las autoridades sobre la situación. Posteriormente, el pastor Carlos Rivas, también representante del Tabernáculo de Avivamiento Internacional (TAI), según informes de la prensa, fue escoltado a su domicilio en lugar de haber sido trasladado a la delegación de Santa Tecla,  localidad donde fue fichado por la Policía Nacional Civil (PNC), que además fue protegido por las autoridades al momento de rendir declaraciones.

Ante las posturas en redes sociales, donde se acusa a la víctima de haber hecho caer a Rivas en "tentación", el estudio "Mis tetas y yo", de la periodista española Yael Farache, asegura que la mirada heterosexista de una sociedad tamiza a la mujer al verla como "el otro"; es decir, "peligrosa, juez del mundo de los hombres, la tentación andante, la Eva", sin olvidar el grado de culpabilidad que se genera en la víctima, producto del manejo de la oratoria y persuasión de una persona con un gran poder de influencia, como el pastor Rivas.

No se puede seguir justificando la violencia contra la mujer solo porque los hombres agresores siempre tengan una cuota significativa de poder o gocen de influencia en diferentes niveles; al contrario, esperamos que este caso sin precedentes incentive a más mujeres a romper con la trilogía de la violencia, conformada por el miedo, el silencio y la indiferencia, y puedan prevenir las últimas y más extremas manifestaciones de violencia en sus lugares de trabajo y convivencia. 

Tú donación es importante para sustentar nuestros programas de apoyo a víctimas de violencia, atención psicológica y el fortalecimiento de nuestra plataforma.

Donar Visa Donar Mastercard DONAR
Violencia Fisica

Tipo de violencia

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit. Nesciunt, error maiores? Ullam earum tempora cum illum pariatur, veniam saepe natus illo praesentium dicta possimus, repellendus labore ducimus reiciendis dignissimos ex?

Copyright © Todos los derechos reservados